Opinión De Mario Benedicto Parra: La televisión pública, bajo amenaza


Opinión De Mario Benedicto Parra: La televisión pública, bajo amenaza  – No es un secreto que la relación entre el Uribismo, el Gobierno y el Canal Uno, específicamente, Noticias Uno, no es buena. Esta conclusión no es antojadiza, sino que se sustenta en una serie de situaciones preocupantes que dejan al descubierto la tentación del poder por sostener una línea de pensamiento preeminente, sin mayores disidencias, ni críticas molestas, tal como pasa en Venezuela y en otros países con gobiernos de línea dictatorial como Corea del Norte o Siria donde la libertad ya no existe, mucho menos la prensa.

El proyecto de ley que pretende la modernización de las TIC, presentado por el Gobierno Nacional, que busca crear un organismo para la regulación de la televisión, la radio y los medios digitales del país, ha generado dudas que amenazan la televisión pública y por ende, el futuro de los canales públicos.

De acuerdo con el proyecto de ley a los canales públicos les impondrían la “dictadura comercial” y los condicionarían al rating de los canales privados, lo que hace pensar que los contenidos alternativos de programación cultural, serán reemplazados por realities, novelas de amor, intriga, odio y pasión y por narconovelas, es decir, por televisión chatarra, porque de lo se trata es de privatizar la televisión pública, silenciar su opinión independiente, censurarla y debilitarla.

El proyecto de ley le ofrece beneficios económicos a Caracol y RCN, liberándolos del pago de 13.000 millones de pesos en los próximos 10 años, mientras el Canal Uno es excluido de este beneficio y tendrá que sobrevivir -si es que se lo permiten- bajo el esquema de canal público concesionado a particulares. Vemos entonces, cómo el gobierno favorece a los canales privados en detrimento del sistema público de televisión.

Esto solo prueba que al gobierno le incomoda que Noticias Uno haya tenido y tenga el valor suficiente de poder señalar a los corruptos y develar la corrupción de los tres poderes. Noticias Uno ha atendido el llamado angustioso de una sociedad que siente que ya ni las leyes son suficientes para defenderla de la corrupción.

En el fondo, el proyecto de ley está oscurecido por los intereses políticos y comerciales de los emporios económicos que solo ven a los medios como parte de sus negocios, desconociendo la inmensa responsabilidad social que tiene estos en la construcción de ciudadanía y en fortalecimiento de la democracia.

Colombia lo que necesita es la existencia del elemento cultural independiente, ajeno a las estructuras del Estado, a través del cual la sociedad pueda mantenerse informada de manera permanente sobre los hechos de interés general, pues de otro modo le sería imposible ejercer alguna forma de cotrol sobre los responsables del poder político y judicial. ¡Hasta pronto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver tambien

Minga indígena levanta el cierre de la vía luego de compromisos con el gobernador del Huila

Luego de 12 días de bloqueo a la carretera que conduce al sur del Huila sobre el puente Pe…