AL ACNE HAY QUE PONERLE CUIDADO

0
915

acnepix2

Cuando afecciones como el acné aparecen, suelen complicar la salud de los pacientes, trayendo consecuencias no solo a nivel médico si no también psicológico.

Una de las principales preocupaciones de los adolescentes en el mundo, sigue siendo el tema de la apariencia física. Sin embargo, cuando afecciones como el acné aparecen, suelen complicar la salud de los pacientes, trayendo consecuencias no solo a nivel médico si no también psicológico.

En Colombia aún no hay una medición importante que pueda evidenciar qué tanto impacto tiene este problema en la población, sin embargo, se calcula que a nivel mundial el 80% de los adolescentes, jóvenes y adultos entre los 11 y 30 años, ha sufrido de problemas de piel, que pueden desencadenar en complicaciones severas de acné.

No obstante, los médicos expertos señalan que si bien es cierto el problema se incrementa en poblaciones de niños y jóvenes, el impacto emocional es igual en todas las edades, pues está asociado a situaciones como el grado de desarrollo psicosocial, el nivel de autoestima, la habilidad para afrontar problemas, la severidad de la enfermedad y el apoyo que puedan tener de familiares o amigos.

Debido a todos estos inconvenientes es que en este mes de septiembre se adelantarán campañas para tratar de ayudar a quienes padecen este problema y así luchar contra la discriminación que el mismo genera.

Así pues, todos los interesados en recibir una evaluación gratuita sobre el problema del acné, podrán hacerlo en la página de internet www.acabalos.com donde podrán encontrar los cronogramas de revisión y las programaciones de las diferentes ciudades del país donde se adelantará.

Pero…¿Qué es el acné? Para la dermatóloga, Eliana Merlo, de la Universidad del Bosque, “el acné es una enfermedad inflamatoria que afecta la glándula cebácea, además puede haber una predisposición genética a que uno la padesca. También pueden influir factores hormonales y ambientales que podrían incrementar el problema”.

Igualmente, la especialista reiteró que así estas inflamaciones en la piel salgan a menudo, no es aconsejable que la extracción sea hecha por los mismos pacientes, ya que eso podría generar lesiones, como cicatrices e incluso manchas en la piel.

Merlo recordó que este tipo de problemas en la piel casi siempre tienen que ver con la herencia genética de los padres. “La mayoría de personas que tiene acné de tipo medio o severo, si uno se pone a revisar si sus padres padecieron los mismos problemas, se encontrará con que sí. Hay que asumirlo con calma”.

En ese sentido, la también dermatóloga de la Universidad Javeriana Marcela Rodríguez, definió el acné como una enfermedad que se caracteriza por la aparición de espinillas. De ella se pueden desencadenar las lesiones inflamatorias y aseguró que se da más en los adolescentes, pero según la clasificación o el tipo de severidad puede persistir más allá. Factores que lo propician Las voces médicas comentaron que aparte de las tendencias hereditarias, factores como los ambientales, hormonales, nutricionales y algunos productos o medicamentos, también ayudan a que este tipo de lesiones puedan surgir.

En cuanto a eso, Rodríguez aseguró que en el acné vulgar, lo que propicia esa aparición es el cambio hormonal que existe que aumenta la percepción de grasa en la piel; también influyen los factores ambientales y los que son producidos por la aplicación de productos grasosos o cremosos en la piel, los cuales ayudan a que las espinillas aparezcan, porque obstruyen los poros y generan más lesiones de acné.

Respecto a la influencia o no de la alimentación en la aparición de barros y espinillas, la especialista indicó que aunque no está científicamente comprobado que los alimentos puedan ser causa directa de esas complicaciones, los pacientes están en la capacidad de detectar cuáles les afectan y cuáles no.

“Si bien no está comprobado, se está estudiando el efecto de los lácteos, que en algunas personas podría brotarlas. Sin embargo, las personas por su experiencia de vida aprenden a identificar qué alimentos les afectan la piel y con qué frecuencia. Por eso, si usted ya sabe qué lo brota, pues no lo coma tanto o en tantas proporciones”, aseguró Rodríguez.

Por su parte, Merlo dijo que por ahora, la literatura médica dice que los alimentos no tienen nada que ver con el acné, sin embargo, aclaró que desde su experiencia, a veces sí las comidas grasas y las salsas podrían favorecer que aparezca. “Siempre lo que uno recomienda es que la dieta nutricional sea muy sana, muchas frutas, verdura y líquidos para ayudar a mejorar la piel”, sostuvo.

La parte emocional Aparte de las secuelas en la apariencia física que puede dejar el acné, factores aislados como rechazo, discriminación y aislamiento son las principales afecciones psicológicas que puede dejar esta enfermedad, sobre todo en la adolescencia. Según el doctor Juan Guillermo Pabón, dermatólogo de Laboratorio Galderma, la discriminación por acné es mucho más común de lo que se cree. “Los casos más frecuentes generalmente ocurren en la etapa de la adolescencia, justo cuando se está formando el carácter y se desarrolla la personalidad, lo que hace aún más difícil manejar la situación”, aseguró.

Pabón también aseguró que eso ocurre, pues en esa etapa de la vida, es más común cuestionarse día tras día, sobre cómo se ve la persona, las competencias sociales y las relaciones de pareja.

“Está demostrado que el acné puede tener consecuencias psicológicas tan significativas como las que presentan pacientes de otras enfermedades como diabetes, cáncer, epilepsia o desordenes psiquiátricos”, manifestó.

La psicóloga María Fernanda Cala, señaló que lo primero que hay que entender es que es una enfermedad y que puede tener solución si se va al médico. Segundo, que si el paciente tiene problemas con su autoimagen, puede empezar a trabajar en otros aspectos como sus capacidades intelectuales u otros aspectos en lo que tenga potencial.

Cala dijo también que una cosa es tener tristeza y otra diferente sufrir de depresión, ya que esta última implica que haya un trastorno emocional. Igualmente, dijo que la autoestima tiene varias áreas y una de ellas es la autoimagen, donde confluyen cuestionamientos sobre el cómo me ven los demás, entre otros.

“A nivel psicológico empiezan a tener síntomas de depresión, no quieren salir, no quieren hablar con la gente. Eso también está asociado con ansiedad social, que está relacionada con la manera en que las personas juzgan u opinan de mi”, añadió.

Datos Un estudio de la firma Galderma, en asocio con la ‘Acne Academy’, llamado ‘Understanding the Perceptions of Acne in Adolescents’ aseguró que los adolescentes que padecen la enfermedad son percibidos de manera muy diferente a los que no la padecen.

Igualmente, según el estudio, las personas encuestadas generalmente percibían que las personas con acné tienden a ser menos sociables y exitosos.

Dicha medición reveló que el 91% de los adolescentes consideró que lo más importante para ellos es su aspecto físico, por encima de su vida social o académica. Asimismo, el 69% de los encuestados señaló que lo primero que notaban en la cara de una persona con acné era el aspecto de su piel.

Otro indicador importante, es que más de un tercio de los jóvenes a los que se les preguntó, creen que las personas con acné podrían ser víctimas de matoneo.

De otro lado, el estudio arrojó que el 50% de los padres no hablan del acné con sus hijos porque consideran que es normal, que es una etapa de la vida y que con el tiempo todo se solucionará.

Publicada por: COLPRENSA