¡Represas No! Navegación Si!

0
611

Una vez se escucharon las intervenciones de cuatro diputados y 8 representantes de distintos sectores, sobre la problemática, proyectos en planeación y en desarrollo alrededor del Río Magdalena; así como las respuestas y exposiciones sobre las actividades tanto por parte de los directores de la CAM como de CORMAGDALENA, se concluyó que no es de aceptación regional la construcción de más Represas pero se consideró importante la opción de continuar con los estudios que se vienen realizando para facilitar la navegación desde la parte alta del gran Río Madre hasta Villavieja en el Huila.

Se dijo que una vez se haya realizado este estudio y se tenga claro que se debe hacer y que no se puede, dichas conclusiones serán socializadas con todos los actores de los diferentes sectores que estén relacionados con las mismas así como con los huilenses interesados en las decisiones que se tomen alrededor de nuestro río.

Como lo expuso el presidente de la Asamblea del Huila, Sergio Younes Rincón, “el río a lo largo de la historia ha sido preponderante en el comercio y el intercambio de bienes: transporte, trueque, importaciones, exportaciones, pesca, aprovechamiento de las tierras aledañas al río y su natural fertilidad, hacen de él un patrón primordial en la economía nacional por lo que es importante recuperar su navegabilidad, no nos parece bueno para el Huila construir más hidroeléctricas debemos enfocarnos a reforzar nuestra economía con la navegación del Río como algo de visión y futuro”.

De igual forma solicitó tener en cuenta que “el Río Magdalena ha sido el gran proveedor de alimento y proteína para el país, pero actualmente enfrenta serias amenazas como la sobrepesca, la tala de bosques, el vertimiento de tóxicos agrícolas y urbanos, la erosión de suelos, la sedimentación en los cursos de agua, y los fenómenos del “niño” y la “niña”, afectando a millones de colombianos que viven en las laderas y que fueron víctimas en el 2010 de la peor inundación en la historia del país, temas sobre los que se debe seguir trabajando para recuperar el río como un buen vecino para la población que vive y genera su sustento de él”.

“Tema sobre el cual se viene trabajando en el Huila, con el concurso de las comunidades que viven alrededor del Río”, según expuso Rey Ariel Borbón Ardila, director general de la Corporación Autónoma del Alto Magdalena – CAM -. Quien además resaltó ante los asistentes al Foro la importancia de responder a la pregunta ¿Qué es lo que queremos del agua y qué se puede o se debe hacer de ella a largo plazo?, cuyas respuestas deben ser fundamentadas en estudios a largo plazo y los resultados de estos, como parte fundamental de cualquier proyecto en planeación o desarrollo.

A su vez, el director ejecutivo de CORMAGDALENA, Augusto García Rodríguez, afirmó que “el contrato con el Gobierno de la China e Hidrochina, se firmó en el 2009, antes de estar yo en la dirección de la Corporación y este es para revisar las alternativas de aprovechamiento del río en todos los aspectos, entre ellos: navegabilidad y la explotación de hidroeléctricas, los resultados de estos estudios aún no están definidos y por ende tampoco se han socializado con la comunidad. Además no es CORMAGDALENA quien define la construcción de las hidroeléctricas, esa es función del Ministerio de Minas. Soy respetuoso de las decisiones del pueblo huilense y por ello estoy aquí para hacer aclaraciones sobre el tema”.

El funcionario de CORMAGDALENA, informó que no tiene en su Plan de Acción participar en la construcción de nuevas hidroeléctricas, sus objetivos y esfuerzos hasta el 2014 están direccionados a la recuperación de la navegabilidad del Río, “no podría decir que se van a construir o no puesto que no es nuestra competencia determinarlo”, puntualizó.

Resaltó las grandes bondades de adelantar proyectos que permitan la navegabilidad del Río para el desarrollo de la navegación sobre el mismo. Esto, permitiría bajar los costos de transporte y además reducir el impacto ambiental sobre los ecosistemas alrededor del Río. Expuso también que se debe tener en cuenta que por las condiciones geográficas de Colombia, es mucho menos costoso invertir los recursos de los colombianos en facilitar la navegación de sus ríos que en construir vías.

De todas formas lo que busca el Gobierno Nacional es la interconexión a través del río, reactivar esta vía fluvial como complemento al transporte férreo, ya en proceso de recuperación, junto al transporte terrestre, buscando como objetivo común de estas tres actividades reactivar o fortalecer las economías de las regiones.

Alterno a esto, planteó también la diputada Sandra Milena Hernández, que es igualmente trascendental realizar la formulación del plan maestro de aprovechamiento del río Magdalena.

“Debemos puntualizar que cualquier proyecto de interés nacional, sea energético o de otra naturaleza, necesariamente debe estar precedido de una política, programa y proyecto, con la correspondiente CONSULTA PREVIA a las comunidades Indígenas o Grupos comunitarios históricamente discriminados, como ocurre en la región sur de nuestro Departamento, más aún cuando esta categorizada como patrimonio histórico. En éste sentido, es apenas natural que reclamemos se nos entere, socialice y comunique proyectos de tanto impacto socioeconómico, histórico, cultural y al medio ambiente” terminó diciendo la diputada.

El propósito principal de este Foro es propiciar un espacio democrático para articular con todos los sectores sociales y económicos del Huila en el empeño que tiene el Gobierno Nacional de avanzar, sobre hechos ciertos, en la recuperación de la navegación y de la actividad portuaria del río patrio.

Igualmente la diputada Migdonia Patiño Arias, hizo que la audiencia recordara el antes y el después del Huila con respecto a la Represa de Betania, como fue su planeación, la actitud de los líderes regionales de entonces, las promesas y compromisos que jamás se cumplieron; y cuáles han sido las consecuencias sociales, económicas y ambientales del desarrollo de la obra y la operación de la misma hasta la fecha.

“Mirando este espejo de cuerpo entero, la represa del Quimbo se encuentra en construcción a pesar de una oposición creciente por parte de moradores, gremios de la producción y parte de la dirigencia regional. Su capacidad será un poco similar a la de Betania, y sus consecuencias muy posiblemente igual de graves para los huilenses. Por ello no estamos de acuerdo con construir más hidroeléctricas en nuestra región”, terminó diciendo la diputada Patiño.