Conflicto por precio del arroz perjudica a productores huilenses

0
688

boludos-argentinos
Mientras que el Ministerio de Agricultura fijó un precio base de $960.000 para la tonelada de arroz producida en el Huila, los industriales sostienen que ese valor está muy por encima del mercado y que la determinación fue política, posiblemente buscando la reelección, y no técnica.

Ayer se conoció que como consecuencia de una resolución del Ministerio de Agricultura que impone los precios del arroz paddy, algunos molinos de la región no comprarán temporalmente el cereal a los productores del departamento. Además, tampoco entregará créditos para los insumos que se utilizan en el cultivo.

La semana pasada esa cartera agropecuaria emitió la Resolución 000177 (27 de marzo de 2014) por la cual se somete a régimen de control directo el precio de compra del arroz paddy verde en el país. En ese documento, que no fue bien recibido por la industria, se indican los valores que deberían pagar por la tonelada del cereal. Para el caso del Huila, quedó establecido en $960.000.

Según el acto administrativo “la elevada oferta de arroz en Colombia originada por la integración andina y los tratados de libre comercio con los Estados Unidos de América, así como el poder de la industria molinera nacional en este mercado consecuencia de su alto nivel de concentración, determinan la formación del precio de este producto amenazando la estabilidad de los ingresos de los productores”.

Mercado del arroz
La resolución añade que en atención a los excedentes estacionales en el mercado del arroz paddy verde en Colombia y con el objeto de normalizar la oferta nacional de este producto, desde 1996 hasta 2013, se dispuso para industriales y productores del sector un incentivo al almacenamiento.

“Para acceder a este apoyo era necesario verificar que las compras del arroz paddy verde se ajustaran al precio, o al rango de precios acordados anualmente en el Consejo Nacional del Arroz. Sin embargo, en la última reunión de este consejo, los representantes del eslabónindustrial de la cadena productiva manifestaron que no continuarían con el acuerdo de cadena sobre la franja de precios para 2014”, agrega el documento.

Como la vigencia del incentivo al almacenamiento para el segundo semestre de 2013 y su correspondiente rango de precios finalizó ayer, pudiéndose generar inestabilidad en los ingresos de los productores, la cartera agropecuaria emitió la resolución.

Sin embargo, Hernando Rodríguez, gerente de los molinos Roa y Florhuila e integrante de la Cámara Induarroz de la Andi, expresó que en la última reunión del Consejo Nacional del Arroz, llevado a cabo el 5 de marzo del presente año, el Ministerio de Agricultura se comprometió a reunirse con la Federación Nacional de Arroceros (Fedearroz) para determinar un precio de sustentación para los productores y no determinar un precio alto por cuenta de la industria, que es lo que están haciendo en la resolución.

“Lo que se dio al final fue una cosa totalmente diferente a la que se concluyó en la reunión con el ministerio el 5 de marzo de este año a las 2:30 p. m. y que fue presidida por el titular de ese despacho, Rubén Darío Lizarralde”, dijo el empresario.

No más compras
En consecuencia tomaron la decisión de no comprar más arroz porque los precios establecidos por el Gobierno Nacional “están por fuera del mercado, sin tener en cuenta el incentivo al almacenamiento y varios incumplimientos que ha tenido con la industria en general”.

“Por esa razón, como no podemos pagar a esos precios, ¿qué le ofrecimos al agricultor que esté recolectando su arroz? Le hacemos el proceso de secamiento para que la cosecha no se pierda y proteger el producto mientras el ministerio nos aclara esta situación”, sostuvo Rodríguez.

Con respecto a la financiación, explicó que si esta resolución del Ministerio de Agricultura la va a tener a mediano, largo y corto plazo no pueden comprometerse a comprar las cosechas a esos precios. “¿Por qué? Usted bien sabe que nosotros tenemos un problema gravísimo a nivel nacional de contrabando de arroz que el Gobierno Nacional no ha podido controlar”, afirmó.

Hernando Rodríguez aseveró que, en consecuencia, “si no le compramos una cosecha estaríamos cometiendo una irresponsabilidad cuando el Gobierno Nacional está en víspera de elecciones, de pronto buscando reelecciones, no sé, y tomando decisiones de carácter político y no de carácter estructural teniendo en cuenta el mercado real del país”.

“La industria no resiste más”

Hernando Rodríguez, gerente de los molinos Roa y Florhuila, hablo sobre las determinaciones recientes del Ministerio de Agricultura y las afectaciones para toda la cadena.

¿Entonces no van a comprar más arroz por ahora a los productores locales?
No son políticas del Molino Florhuila, sino que de alguna manera abrupta el Ministerio de Agricultura saca esta resolución y nos obliga a pagar el arroz a unos precios que están por fuera del mercado, sin tener en cuenta el incentivo al almacenamiento y varios incumplimientos que ha tenido con la industria en general.

¿Qué deliberaciones sobre este asunto han tenido como industriales?
Ayer estuvimos todo el día reunidos en la Cámara de la Andi de Induarroz esperando a ver qué nos podía solucionar el Ministerio de Agricultura y hasta la fecha no ha sido posible que nos den ni siquiera una cita a un Consejo Nacional del Arroz ya que en el último que estuvimos se trató este tema y se concluyeron cosas totalmente diferentes a las que sacó el ministerio en la Resolución 177 “Por la cual se somete a régimen de control directo el precio de compra del arroz paddy verde”.

¿Quién debe resolver este conflicto?
El ministerio debe resolver la situación no solo a los industriales, sino a la cadena productiva del arroz. Eso lo hemos tomado muy responsablemente porque a la vez nos están amenazando con denunciarnos ante la Superintendencia de Industria y Comercio y a la vez están calificando nuestros laboratorios como que no son los más transparentes para que el agricultor lleve su arroz.

Les están generando a los agricultores desconfianza hacia nosotros.

¿Hasta cuándo mantendrán la decisión de no comprar más arroz local?
Nosotros en este momento, por culpa del contrabando, tenemos unos inventarios supremamente altos y estamos lo suficientemente abastecidos. Pero ese no es el problema, es que no podemos soportar ni entender si el Gobierno Nacional es que está de acuerdo con el arroz de contrabando, que está participando con el 30% del mercado del país.

¿Hasta dónde va a llegar el sector?
La industria no resiste más. Hay mucha industria golpeada por falta de rentabilidad del negocio, en otras palabras, hay mucha industria quebrada. En esto hay que tener mucho cuidado.

Por: Fausto Mauricio Manrique Horta