EL PAPEL DE LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN EN LA DIVULGACION DE ASUNTOS DE INTERES EN CIENCIA Y TECNOLOGIA

0
1776

periodismo23

A pesar del influjo de las tecnologías en los medios de comunicación, que crece a pasos agigantados, es común encontrar que las personas no se informan del todo. La pregunta que surge al respecto es por qué seguimos desinformados cuando son múltiples los canales informativos que utilizan las tecnologías para ofrecer a las personas la posibilidad de acceder a la información del acontecer diario.

En el contexto de los países tercermundistas existen ideas mal fundamentadas que nos ponen en desventaja frente a aquellos que viven en países desarrollados. Bien se anunció en lo relacionado a la competencia en un mercado global en donde Colombia compite con 7.000 productos frente a 25.000 de EE.UU., esta desproporción desvirtúa nuestra condición de poderío en el ámbito de las exportaciones que nos muestra la precaria forma de implementar políticas de libre intercambio acordes a nuestra naturaleza y realidad nacional. No es cuestión de pesimismo sino de entender que para acceder a las exigencias de la competencia global se requiere de una serie de implementación tecnológica e inversión en procesos de investigación que nuestro país aún no logra incorporar en sus planes de desarrollo. Los estándares de calidad y las especificaciones técnicas son limitantes decisivas al momento de competir en el mercado global. Tenemos el insumo necesario para generar productos de calidad pero no tenemos la tecnología que garantice los estándares de calidad. Por ello, nos conformamos con traer todos los productos importados.

La manera como se ven competitivos los países en América Latina es directamente proporcional al influjo que ejerce las ciencias y las tecnologías en cada país. Se estima que sólo un 4% desarrolla investigación y sólo un 2% accede al consumo de las tecnologías. Así mismo, se establece que un 10% de la población tiene acceso al computador y las líneas telefónicas no superan el 20%. Estas cifran dan la idea de cuánto dependemos de aquellos que a diario innovan en la producción de tecnologías que fomentan la cultura del consumismo. Tenemos que conformarnos con recibir de “segunda mano” estos productos que consideramos la novedad cuando ellos hace mucho rato desecharon por obsoletos.

MEDIOS MASIVOS: ¿INFORMAN O DESINFORMAN?

Existe una realidad que define en suma el papel que ejercen los medios sobre la manipulación de la información y es el hecho que la mayoría de ellos son propiedad de multinacionales que conformar grupos mediáticos con vocación mundial. En el peor de los casos no permiten que informen sobre casos de abusos o contaminación ambiental porque lesiona sus intereses de producción. Un caso particular sucedió con la multinacional DRUMMOND que vertió su sistema de dragado en las aguas del caribe comprometiendo seriamente el ecosistema marino producto de los desechos del carbón altamente contaminante y de lo cual no se informó oportunamente a las autoridades ambientales.

El inicio de las políticas neoliberales posibilitó la inversión del capital extranjero en los medios masivos de comunicación quienes tienen mayor injerencia en la producción de la información. Lamentablemente, los contenidos que se emiten no reflejan la condición real de una sociedad que pide denodadamente ser informada para actuar. Ese quizás sea el papel transformador de los medios que moldea los sentidos de las personas. Se espera que con la influencia de las tecnologías en el accionar diario, las personas se encuentren mejor educadas y más informadas lo cual no sucede así. Luego es válido pensar que la información que circula no es de carácter trascendente y por lo tanto no aporta en las tomas de decisiones que represente el accionar de los grupos sociales.

Los valores más arraigados de la vida de sociedad de consumo son los que se promocionan en nuestra televisión. Los famosos Reallities y seriados buscan vender un prototipo de ser cegado por la competencia, el individualismo, el deseo de triunfo a cualquier precio, la traición, entre otros que permea el subconsciente de las personas que asumen actitudes propias esta resaca del accionar mediático que va en contravía con la proliferación de lo humano del ser. Una condición distinta sería empezar a democratizar los medios en donde se intente hacer social el conocimiento en procura de un enfoque de bienestar general y la vida digna.

Es muy importante que los medios logren comunicar los avances de las ciencias y las tecnologías para promover el desarrollo de culturas científicas y tecnológicas que ayuden a mitigar el impacto de las desigualdades y en donde la calidad de la información sea el aliciente de aquellos que ven en los medios la manera más próxima a la realidad que le pertenece.

 

 Esp. MAURICIO SALGADO SANCHEZ
Activista y Gestor Cultural